Pero lo hacemos porque preferimos estar bajo una mentira que nos anestesia en lugar de enfrentar una verdad que nos duele. Debemos desechar lo viejo, lo inservible, lo dañino aunque duela. Algunas porciones del Salmos 51 dicen: 51:3  Porque yo reconozco mis rebeliones, Y mi pecado está siempre delante de mí. Sal 51:4  Contra ti, contra ti solo he pecado, Y he hecho lo malo delante de tus ojos; Para que seas reconocido justo en tu palabra, Y tenido por puro en tu juicio. Sal 51:6  He aquí, tú amas la verdad en lo íntimo,  Y en lo secreto me has hecho comprender sabiduría. Tres puntos resalto de estos versos. Reconocer las faltas, aceptar que se ofende a Dios cuando pecamos, y que Dios ama la verdad en la intimidad de nuestra comunión con Él y no en la apariencia con los demás.

Tercero no desechamos lo viejo porque nos HACE FALTA TOMAR BUENAS DECISIONES. Esto a causa de la poca reflexión que hacemos de nuestra vida. Toda persona debería procurar tener momentos en los cuales analice la forma en como se esta conduciendo para poder corregir su camino. Decidimos mal cuando sabemos que debemos desprendernos de lo que nos daña y no lo queremos hacer. En la parábola del hijo prodigo Jesús narra que: luego de haber despilfarrado todos sus bienes éste muchacho cayó en desgracia absoluta. Es en esta condición que él empieza a reflexionar sobre la manera en que esta llevando su vida. Dice en Lucas 15:17-18: Y volviendo en sí, dijo: ¡Cuántos jornaleros en casa de mi padre tienen abundancia de pan, y yo aquí perezco de hambre! Me levantaré e iré a mi padre, y le diré: Padre, he pecado contra el cielo y contra ti.

En la primera parte puede observarse que este hombre reflexiona sobre cual es su calamitosa realidad. Acepta que la condición en que se encuentra no es la mejor pues dice: yo aquí. Reconoce que tiene otras alternativas y en este sentido piensa en que debería de hacer para remediar su situación pues dice: me levantaré y le diré –hablando de su padre–. Para separarnos de algo debemos reflexionar primero en que condición estamos. Como dijimos anteriormente debemos ser sinceros. ¿Estamos en condiciones precarias, malas, buenas rescatables? Pero si algo nos tiene en una condición calamitosa como la del hijo prodigo entonces reflexionemos y tomemos decisiones para salir de esa situación. Porque podemos estar aferrados o apegados a algo creyendo que no tenemos mas alternativas. Pero si meditamos por un momento nos daríamos cuenta que hay algo mas allá de lo que hemos creído. Dios siempre nos da la salida junto con la prueba.

En cuarto lugar no desechamos lo viejo porque NO TENEMOS EL VALOR PARA LLEVAR ACABO LAS ACCIONES CORRECTAS. Además de pensar en que es lo que debemos hacer para solucionar nuestra problemática también debemos accionar. Pero para ello hace falta coraje. En Santiago 4:17 dice: que quien sabe hacer lo bueno y no lo hace, peca. Siguiendo la parábola del hijo prodigo dice Luc 15:20 Y levantándose, vino a su padre.Esto quiere decir que él no solamente meditó en su situación, sino que también lo llevó acabo. Seguramente por la cultura y la situación de este hombre asumió múltiples reacciones del padre. Pero jamás esperó la forma en que finalmente fue recibido. Lo mismo nos pasa a la hora de desechar lo viejo. Suponemos tantas situaciones que pudieran darse pero Dios nos sorprende con lo que no suponemos. Cuesta dar ese paso tan importante. Muchos batallan por dejar el cigarrillo y les cuesta. Muchos sufren tratando de alejarse de una persona y no ven como esto puede ser posible. Piensan que si se alejan de esa persona que aman tanto su vida terminará para siempre y en medio de su cobardía toman decisiones equivocadas.

Así un  homosexual puede llegar a creer que no tiene solución su vida y que no puede salir pero Dios tiene planes y por eso te invita a descansar en Él sea cual sea su circunstancia. El pasaje termina diciendo: Y cuando aún estaba lejos, lo vio su padre, y fue movido a misericordia, y corrió, y se echó sobre su cuello, y le besó. El resultado de esa buena decisión le trajo grandes beneficios. Más de los que incluso él llegó a considerar. Cuando decidimos lo que es correcto sin lugar a dudas nuestra recompensa será mejor. Dios nos traslada a otro nivel. Reconozco que es difícil cambiarle rumbo a nuestras vidas. Los cambios no son fáciles pero la mayor parte del tiempo son necesarios. Debemos desechar la basura, lo viejo, lo obsoleto, lo inservible, lo que nos daña, lo que nos lastima. No necesitamos cargar aquello que nos estorba. No necesitamos estar sujetos a algo o alguien más si esto es pecado. Sino depender únicamente de Dios. El pecado apesta y no hay porque estar esclavizados a la peste.

En este artículo te invito a que deseches lo que no te sirve. Abandona de una vez y para siempre aquello que a Dios no le agrada. El orgullo, la mentira, el engaño, el odio, la ira, la fornicación, el adulterio, los malos pensamientos, la pornografía, el chisme, porque esto es basura. Y para ello no te equivoques con la apariencia, no trates de engañarte con lo temporal, toma buenas decisiones pero sobre todo llévalas a cabo. Siempre hay opciones para seguir avanzando. Nunca es tarde para empezar de nuevo. Siempre existe una mejor manera de hacer las cosas y siempre hay una manera digna de vivir, y es bajo la voluntad de Dios. Dios no quiere que vivas en condiciones de calamidad por causa de estar aferrado a lo que no te conviene. Ef 5:15 dice: Mirad, pues, con diligencia cómo andéis, no como necios sino como sabios ()… Sino entendidos de cuál sea la voluntad del Señor. No mires tu pasado solo utilízalo como punto de apoyo hacia el futuro. Pablo decía que olvidaba lo que quedaba atrás y se esforzaba por alcanzar lo que esta adelante Fil 3:14 dice: sigo avanzando hacia la meta para ganar el premio que Dios ofrece mediante su llamamiento celestial en Cristo Jesús. Has tú lo posible por desechar todo estorbo de tu vida y deja que Dios haga lo imposible por mostrarte su voluntad.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s